Unidesa NUEVO PACK ON THE ROCKS Maquina KIT

  • JP noticias

    Noticiario Online

    Noticias de la industria del sector del juego y del recreativo

BANNER-BLANC-1200

Jordi Llovera del Gabinete Martínez Comín reconoce en la regulación estatal del Online un referente con su destino a premios del 96'1% y fiscalidad del 15'2% sobre win.

El Estudio presentado ayer aboga por una reformulación del modelo de negocio que lo haga sostenible.

Tal expectativa exigiría por de pronto una revisión de los porcentajes destinados a premio en las partidas con el fin de propiciar un estímulo a la actividad que le asegure competitividad". En estos términos se expresó Jordi Llovera durante la exposición del Informe en el auditorio de CEOE.

La participación y la carga social inherentes a su práctica son factores que deberían estar muy presentes entre los reguladores, de la misma manera que la prolongación de la estancia del cliente en la sala. "El importe de premios es bajo y mutual. Es decir, si la gente no acude tendrá una repercusión por la vía de falta de atractivo, lo que repercute en detrimento de la propuesta". Para Llovera las medidas adoptadas por algunas comunidades en la buena dirección en 2014 han deparado ya resultados favorables que deberían ser tomadas en consideración. Serían los casos de Galicia, País Vasco, Canarias o Madrid. "Dar mayor margen a premios tuvo una respuesta inmediata de atraer a más clientes y beneficiar a todos los indicadores. En el caso del País Vasco por cada punto de más a premio, se constató un crecimiento del 2'5% en las ventas".

En la reformulación del modelo fiscal del Bingo hay dos variables fundamentales: fiscalidad del 10% sobre win "porque se garantiza margen a la empresa y capacidad para seguir repercutiendo fiscalmente por el desarrollo de la actividad" y porcentaje a premios del 85%, "que viene a ser la media del conjunto del Juego Privado en general; ese porcentaje podría incrementar la permanencia del cliente en sala hasta un 50%", señala Llovera.

Más allá de la componente tributaria directa, el análisis realizado también toma en consideración aquellos otros impuestos comunes a la mera actividad empresarial: IAE, IVA, IRPF, Seguridad Social… "Los 28.000 empleos directos (media de 22'8 trabajadores por sala) que el Bingo genera en la prestación de su servicio estarían en riesgo y el Estado sería quien tendría que asumir esa pérdida laboral. Hay una clara repercusión también en las cotizaciones sociales", apostilló Llovera.
  

Área Privada de Clientes

Área Privada de Suscriptores de la revista Joc Privat.