Galaxia Tjava DESCUBRE SUS JUEGOS

El diferencial entre lo presupuestado y los derechos reconocidos netos procedentes de la tasa de juego sobre las B y las C volvió a dispararse en 2018 colocando el desfase en torno a los 20 millones de euros.

Parece que el actual equipo de Gobierno está dispuesto a reeditar errores presupuestarios de sus antecesores en el cargo durante las etapas de Gobierno del PP. A tenor de los datos oficiales de la Generalitat Valenciana, la diferencia entre el presupuesto de ingresos procedente de la tasa de juego sobre las Máquinas B y C en 2018 y los derechos reconocidos se aproximaría a los 20 millones de euros. En concreto, 18'44 millones de euros, a los que habría que adicionar los 0'9 millones de diferencia entre previsto e ingresado que adelantamos días atrás respecto de la tasa de juego del Bingo en el mismo intervalo.

Los datos son los siguientes para la partida fiscal de Máquinas B y C de la Generalitat Valenciana. La previsión definitiva en el ejercicio 2018 fue de 96 millones de euros, pero los servicios de recaudación sólo reconocen 77'55 millones de euros, de los cuales se habrían cobrado efectivamente al finalizar el año un total de 77'41 millones de euros.

El 'optimismo' de los gestores tributarios de la Generalitat Valenciana no tiene límites. Los Presupuestos aprobados para el ejercicio 2019 prevén una recaudación por Máquinas B y C de 109'84 millones de euros nada menos. Es decir, 32 millones de euros por encima de lo ingresado en 2018.

Aparentemente el papel, más aún si es oficial, parece que lo aguanta todo. Si la Generalitat mantiene la tendencia adquirida especialmente a partir de 2018, va directa a la 'burbuja presupuestaria'. Se repite la historia con gestores de signo político distintos.

BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC

Buscar

Área Privada de Clientes

Área Privada de Suscriptores de la revista Joc Privat.