Carlos Chacón anima a la reflexión de políticos y legisladores "ante las consecuencias del ataque a una actividad controlada y necesaria como es el sector del Juego" y el riesgo cierto de una proliferación de juego ilegal.

El desmantelamiento de una timba ilegal en Palma de Mallorca el pasado fin de semana, que presuntamente venía desarrollando su actividad desde el mes de junio, merece una reflexión por parte de Carlos Chacón, el responsable de Merkur Dosniha, empresa que tiene su sede central en la capital de Baleares, y que adjuntamos a continuación:

En relacion a lo sucedido en nuestro territorio en el día de ayer, quiero hacer un llamamiento a la reflexión de nuestros legisladores y políticos por las consecuencias de un ataque a una actividad controloda y necesaria como es el Sector del Juego: el peligro de la proliferiación de la clandestinidad es un hecho.

Juego, repito, es una actividad legal y necesaria. Se están tomado buenas y adecuadas medidas que hacían falta como las restricciones a la publicidad y los controles de acceso (aunque tenemos que dar tiempo a que estas medidas causen su efecto) Somos una actividad tremendamente controlada y regulada, pero si se siguen aprobando restricciones baldías, si nos siguen apretando y ahogando, nos van a eliminar, y el resultado será todo lo contrario a lo que se pretende conseguir, el resultado será la proliferación del juego ilegal y el descontrol. Lo que intentan proteger quedará a merced de lo fraudulento.

Contribuimos con nuestros impuestos, cumplimos todo tipo de normativas generales y sectoriales, creamos empleo, promovemos el juego responsable más allá incluso de los controles de acceso, así que merecemos un trato justo e igualitario.

Existe una doble moral sobre el juego que es evidente. Por una parte, tenemos el “juego bueno”, el público, al cual abanderan como un entretenimiento que forma parte de nuestra cultura y sociedad. Y por otra parte está el “juego malo”, el privado, que tanto insisten algunos en criticarlo y atacarlo aludiendo a un perjuicio para la sociedad. Es totalmente discriminatorio estigmatizar a los clientes de los salones de juego que ejercen su libre derecho a escoger el ocio que les apetece como cualquier otro colectivo. Favorecer a unos, mientras demonizan a otros es una completa injusticia que hay rectificar.

Carlos Chacón – Merkur Dosniha

R. Franco
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC
BANNER-BLANC

Buscar

Área Privada de Clientes

Área Privada de Suscriptores de la revista Joc Privat.